El boom de las pick ups

9 mayo, 2014

Ante la aplicación de nuevos impuestos internos, los SUV se dispararon en precio y las pick ups, no alcanzadas por dichos gravámenes, se han convertido en un reemplazo casi natural.

Texto: Martín Egozcue

Fotos: Prensa Automotrices

Está claro que desde el 1.° de enero de 2014 el mercado automotor en Argentina cambió radicalmente respecto de lo que todos conocíamos. Con la aplicación de nuevos impuestos internos que afectaron a los automóviles de media y alta gama las reglas del juego se modificaron por completo, con precios que en algunos modelos llegaron a duplicarse respecto al anterior escenario.

El caso de los Sport UtilityVehicles (SUV), uno de los segmentos de mayor atracción en el público, es un ejemplo concreto y también, uno de los nichos más castigados por los nuevos gravámenes. Pero distinto es el caso en el segmento de las pick ups, ya que por estar catalogadas como “vehículos comerciales” no fueron alcanzadas por la medida impositiva. De esta forma, las versiones de gama alta de pick ups medianas y grandes, aquellas de doble cabina, tracción 4×4 y máximo equipamiento, se convirtieron en una alternativa casi natural para quien en principio buscaba un SUV. Es sabido que desde hace unos años, las pick ups, en sus versiones full, ofrecen niveles de confort, seguridad, dinámica y tecnología que, en muchos casos, poco y nada tienen que envidiarle a los SUV.

En consecuencia, repasaremos brevemente –y por orden alfabético– la oferta de pick ups de alta gama que hoy ofrece el mercado argentino.

 CHEVROLET S10

Producida en Brasil, la pick up de General Motors estrenó recientemente una mejora en su motorización, que ahora entrega 200 caballos con el impulsor turbodiésel de 2.8 litros. La versión tope de gama ofrece caja automática de 6 velocidades, con un precio en torno a $430.000 al cierre de esta edición.

 

FORD RANGER

Fabricada en Argentina como producto global de la marca del óvalo, la Nueva Ranger también está en el “Club de los 200”, ya que ofrece esa potencia con el motor Puma (también nacional) de 3.2 litros. Con transmisión automática de 6 marchas al tope de gama, su precio ronda los $430.000.

 

MITSUBISHI L200

A través de Alfacar, la marca japonesa importa desde Brasil el modelo L200, otra alternativa en el segmento midsize. En este caso, la motorización es de 3.2 litros con 170 CV y transmisión manual o automática. La versión CR, de máximo equipamiento, se ofrece por 54.900 dólares (M/T) y 56.900 (A/T).

 

NISSAN FRONTIER

Importada desde Tailandia, la pick up de la casa nipona llega al mercado local con motorización 2.5 de 172 CV y transmisión manual de 6 marchas o automática de 5 relaciones, siempre con tracción 4×4 y doble cabina. Al cierre de esta edición, los precios en el tope de la gama llegaban hasta 52.000 dólares.

 

RAM 1500

Es el único caso de una pick up naftera y que además pertenece al segmento full size. En efecto, se trata de la camioneta más grande y potente que se vende hoy en Argentina, con 5,81 metros de largo y un V8 de 5.7 litros y 395 caballos. Llega importada desde México y su precio es de 59.000 dólares.

 

TOYOTA HILUX

Líder en ventas en Argentina, donde se fabrica en la planta de Zárate, la Hilux no solo se destaca como vehículo para el trabajo sino que, en su versión más equipada, también se luce para el uso recreativo. En su variante más completa, con motor 3.0 de 171 CV y caja automática, cotizaba a $408.000.

 

VOLKSWAGEN AMAROK

Para muchos este es el modelo que más se asemeja en comportamiento a un SUV, principalmente en la versión Automática con transmisión 4Motion (integral permanente). Con motorización 2.0 TDI de 180 CV y caja de 8 velocidades, su precio rondaba los $ 430.000. Es otro vehículo producido en Argentina.

Los comentarios estan cerrados.