Los puntos que rigen el universo del vino

20 noviembre, 2012

En el mundo existe una escala de calificación para vinos que eleva o sepulta a las bodegas, creada por el crítico especializado Robert Parker. Los vinos argentinos mejor puntuados.

 Por: Martín Burbridge
Fotos: BB Tesio

Hablar de Robert Parker en el universo del vino no deja a nadie indiferente. Hay quienes lo reverencian, otros que lo maldicen por lo bajo, pero todos le temen y respetan. Porque este crítico especializado de origen estadounidense, editor de la revista “The Wine Advocate”, que hoy es el más influyente entre los consumidores de vino y que en una vida anterior ejerció de abogado y fue empleado bancario, tuvo la genial idea de crear una sencilla escala numérica para calificar los vinos del mundo entero.

Esta escala, que se convirtió en la mayor referencia para cualquier amante del vino que no tenga los conocimientos de un especialista, fue creada en base al sistema de puntuación de los exámenes en EEUU:

  • 96-100: vino extraordinario (extraordinary)
  • 90-95: vino excelente (outstanding)
  • 80-89: vino muy bueno (very good)
  • 70-79: vino correcto (average)
  • 60-69: vino regular (below average)
  • 50-59: vino defectuoso (unacceptable)

Para toda bodega de cualquier parte del mundo que quiera tener éxito comercial en el lanzamiento de alguna de sus etiquetas, la calificación Parker es fundamental. Porque obtener 90 puntos o más puede ser la garantía de que ese vino sea muy bien vendido o, al revés, puede sepultarlo definitivamente.

En Argentina
En la publicación de fines de 2011 de “The Wine Advocate”, hubo 272 vinos nacionales que obtuvieron 90 puntos o más, lo que da la pauta de que el perfil de las bodegas argentinas está muy bien orientado hacia los mercados internacionales con productos de altísima calidad.

En la clasificación del año pasado, 13 vinos fueron catalogados como extraordinarios (96 a 100 puntos), siendo el mejor calificado, con 99 puntos, el tinto Achával Ferrer Finca Altamira la Consulta 2009 y, curiosamente, 7 de los 13 mejores de la escala también fueron de la misma bodega mendocina. Los demás “extraordinary” fueron para las bodegas Viña Cobos (2), Catena Zapata (3) y Trapiche (1).

En la gama de los blancos, los que obtuvieron el mejor puntaje fueron el Viña Cobos Bramare Chardonnay Marchiori Vineyard 2010 y el Catena Alta Chardonnay 2009 de Catena Zapata, ambos con 92 puntos. Señal de que la escala Parker le sienta muy bien a los vinos argentinos.

Los comentarios estan cerrados.