#OnlyinPortillo

9 mayo, 2018
Texto Mercedes Aime

El centro de esquí Portillo, en Chile, tiene propuestas para toda la familia y se ha transformado en uno de los destinos invernales predilectos.

Centro Ski Portillo Fotógrafo Morten Andersen

Para los amantes del esquí y la aventura, Chile siempre es una opción. Además de contar con más de diez centros, la infraestructura moderna y los imponentes paisajes atraen a gran parte de los aficionados de los deportes de invierno.
Una de las mayores ventajas de esquiar en Chile es que no hace falta recorrer grandes distancias desde Santiago. Tal es el caso de Portillo, el centro de esquí más antiguo de Sudamérica, que se encuentra a dos horas en auto desde la capital chilena. Esto, sumado a su excelencia en servicio y la calidad de sus pistas, lo transformaron en uno de los destinos de nieve más completos.

Ski Portillo y Laguna del Inca Fotógrafo Rogier van Rijn (2)

Portillo está ubicado a tres mil metros de altura y enclavado en el medio de la Cordillera. Sus altísimas montañas y su cristalina Laguna del Inca, hacen de este lugar un refugio elegido no sólo por los esquiadores más profesionales, sino también por familias.
Con el paso de los años, este centro de esquí se transformó en parte de la tradición durante las vacaciones de invierno chilenas y comenzó a popularizarse, sin perder el ambiente de exclusividad que lo distingue del resto. Los medios de elevación nunca están congestionados ya que la montaña está casi únicamente para los huéspedes del gran hotel en la base. Limitan la cantidad de pases diarios que venden y eso hace que se logre un ambiente muy íntimo y exclusivo.

August 23, 2016 - Portillo, Chile: Melanja Sober skiing and enjoying a sunny day in Portillo.

 

Los niños pueden disfrutar de la nieve mientras los padres aprovechan para relajarse en un jacuzzi con vista a las pistas. Es tal el ambiente de familiaridad que es habitual ver al dueño del complejo, Henry Purcell, compartiendo con su familia una mesa en el comedor o deslizándose por la montaña.
Durante las semanas de vacaciones de invierno (del 7 al 14, del 14 al 21 y del 21 al 28 de julio), Portillo se prepara especialmente para recibir a los más chicos. Las actividades de nieve se complementan con toda una serie de propuestas para jóvenes, niños y adultos como: animación infantil, magos, tubbing, karaoke, fiestas temáticas, clases de baile, catas de vino, desfile de modas, entre otras. A su vez, para aquellos que decidan visitar el centro en esas fechas, el traslado desde y hacia el aeropuerto estará incluído en la tarifa, ahorrándole al visitante cualquier tipo de demora en  el comienzo de  sus vacaciones.

Chalet B Ski Portillo

El hotel también cuenta con sala de juegos equipada con un muro de escalada; un cine en el que todas las tardes se proyectan diferentes películas y un menú especial para que los más chicos también puedan disfrutar de la hora de la cena o el almuerzo. Para los niños más avezados en el esquí y el snowboard, cada jueves, podrán participar de la famosa carrera Ski Sol de Portillo, una competencia supervisada por instructores de la escuela que se lleva a cabo en la pista de Corralito o Puma.

Chris Davenport, Portillo Chile photo:Adam Clark

Más opciones

Además de las semanas de julio, Portillo también ofrece paquetes de junio a octubre. Las mini weeks (disponibles únicamente en las siguientes semanas: del 23 al 30 de junio, del 30 de junio al 7 de julio, del 25 de agosto al 1 de septiembre, del 22 al 29 de septiembre y del 29 de septiembre al 6 de octubre) son estadías promocionales y están disponibles para hospedarse en cualquiera de las habitaciones y suites del hotel, los chalés, entre otros. Son válidas de sábado a miércoles (4 noches) o de miércoles a sábado (3 noches) y, dependiendo de si es temporada alta o baja, incluye el pase y la estadía gratuita para uno o dos niños.

Los comentarios estan cerrados.